26 de agosto de 2011

CUALIDADES IMPORTANTES EN UN JOVEN

(*El columpio. 1700. Óleo sobre lienzo. Victoria and Albert Museum. Londres. Inglaterra. Nicolas Lancret)

Creo que la mejor etapa para conocer a una persona es la amistad, cuando no están implicados los intereses de un noviazgo que hacen que las personas se esfuercen por mostrar sólo lo mejor se sí mismas, por eso quiero darles a las señoritas 10 puntos en los que sería recomendable fijarse que posea un varón antes de decir `sí´.
  1. Dios es su prioridad. Busca amar y conocer a Dios cada día.
  2. No es perezoso. Si desde ahora acepta y cumple sus responsabilidades con diligencia es buen indicio de que lo seguirá haciendo al formar un hogar.
  3. Es tu amigo. Estar casada con tu mejor amigo es maravilloso pues disfrutas su compañía y se divierten juntos.
  4. Principios y valores en común. Sobre ellos fundarán su hogar, por eso es importante que estén de acuerdo en los fundamentos basados en la Palabra de Dios, como la fidelidad y el matrimonio de por vida.
  5. Buena comunicación. Tienes libertad para expresarte sin que te juzgue.
  6. Aceptación. Sabes que te conoce, te acepta, y te ama tal como eres.
  7. Madurez. Está dispuesto a resolver los conflictos aceptando la responsabilidad que le corresponde.
  8. Aprobación familiar. Es decir, que tu familia, sobre todo tus padres, estén de acuerdo con la relación. Es parte de la honra que nos manda Dios hacia ellos, con todas las bendiciones que se derivan. Considerar lo que dicen de él te ayudará a ver puntos que tal vez has pasado por alto. Sé muy bien que no todos los padres son piadosos pero si su consejo no va en contra de la Palabra de Dios, es digno de que lo tomes en cuenta.
  9. Atracción. Te sientes atraída hacia él; no te avergüenza presentarlo en tu círculo.
  10. Independencia. No depende de sus padres física, económica ni emocionalmente.
Todo lo anterior puede sonar como inalcanzable, y lo es para un joven inmaduro, pero son cualidades de un varón de Dios, y son importantes que las tenga el joven que te atrae porque él será la cabeza de tu hogar. 

Si en algunos de estos puntos tienes duda, no te precipites, ora y pide consejo. Tal vez la respuesta no sea un 'NO' rotundo, sino un 'NO' por ahora.

19 de agosto de 2011

EL RESPETO

(Sisley and his wife, 1868 Renoir)


“Nada hagáis por contienda o vanagloria; antes bien con humildad, estimando cada uno a los demás como superiores a él mismo; no mirando cada uno por lo suyo propio, sino cada cual también por lo de los otros.” Fil. 2:3-4.

Éste verso me muestra el respeto en la vida diaria.

Últimamente he estado reflexionando en la importancia del respeto en el matrimonio.

¿Has visto a una pareja muy “acaramelada” cuando de pronto uno de los dos le responde con rudeza, se burla o corrige notoriamente al otro? Entonces, las muestras de cariño parecen falsas e insuficientes o meras caretas; en cambio, puedes ver cómo una pareja donde hay mutuo respeto y consideración, reflejan armonía, aprecio y estabilidad.

El respeto no puede fingirse por mucho tiempo y, a diferencia del romanticismo, una vez perdido diría que es prácticamente imposible de recuperar sin ayuda de Dios. 

Es fácil acostumbrarse a la falta de respeto, de tal manera que a veces las parejas que adolecen de él ya no lo notan, y les parecen exagerada la deferencia entre las parejas que sí lo conservan, de allí que para tratar de justificarse usen frases como “A él no le molesta que le hable así”; “No hay problema, ya sabe que así nos llevamos”; “Esas cosas (atenciones) no son necesarias para nosotros", etc. Pero el estándar no lo ponemos nosotros, lo pone Dios en su palabra.

El respeto es indispensable para poder cumplir la instrucción de Dios en cuanto a tratar a las esposas como vasos frágiles, y es la orden explícita de Dios a nosotras las mujeres para tratar a nuestro esposo. 

Nuestro cónyuge no debe ganarse nuestro respeto para entonces recibirlo de nuestra parte, le respetemos no porque sea digno o no, sino por obediencia a Dios. 

El respeto que le tengo a mi pareja puede ser un indicador del respeto que realmente le tengo a Dios, pues es Él quien lo manda.

Seamos obedientes a Dios, dándole a nuestro cónyuge el lugar que Él nos manda que le demos. 

Tengamos siempre en mente que nuestra pareja es ante todo un hijo de Dios, y coheredero de la gracia. Tengámoslo por superior a nosotros mismos y aprendamos a apreciar los dones y talentos que Dios le ha dado.

Esforcémonos por mantener el respeto en nuestro matrimonio, y si ya se ha perdido, hay que luchar sin desmayar por recuperarlo, con ayuda de Dios.

Meditemos y preguntemos a nuestra pareja, estando dispuestas a escuchar su respuesta sin interrupciones y sin presentar excusas, lo siguiente:

¿Qué le hace sentirse respetado e irrespetado por mí?

¿Qué cambios puedo hacer para mostrarle mi respeto?

“La manera como nos comportamos día tras día es, en gran medida, la manera como respetamos o irrespetamos a las personas que nos rodean.
Y, sin duda alguna, la manera como se relacionan el esposo y la esposa es el reflejo del respeto y admiración que tienen el uno al otro. ¡Esa es la razón por la que la desavenencia conyugal es siempre el fruto de un gran irrespeto en algún aspecto de la relación!” (1)

(1) James Dobson, El amor debe ser firme, Editorial Vida. p 44, 45.

12 de agosto de 2011

PATATAS AL PEREJIL

(* Naturaleza muerta con cesto de patatas. 1885. Óleo sobre lienzo sobre tabla. 44.5 x 60 cm. Fundación Vincent van Gogh. Rijksmuseum Vincent van Gogh. Amsterdam. Holanda. Vincent van Gogh.)

Ingredientes:

  • 1/2 litro de caldo de pollo o res concentrado
  • 4 patatas lavadas y rebanadas finamente sin llegar a la base (como acordeón)
  • 2 cucharadas de perejil finamente picado
  • 1 cucharada de cebolla finamente picada
  • 2 cucharadas de queso parmesano
  • 2 cucharadas de tocino o chorizo picado
  • 2 cucharadas de mantequilla

Preparación:

1. En un refractario vierte el caldo y acomoda las patatas.
2. Derrite la mantequilla y baña las patatas. Espolvorea el perejil y la cebolla.
3. Cubre el refractario con papel aluminio y hornea en horno precalentado a 200º 20 minutos.
4. Quita la cubierta y sigue horneando hasta que estén bien cocidas (20 minutos aprox.)

5 de agosto de 2011

IMPORTANCIA Y BENEFICIOS DE LA LECTURA

(La Lectora 1861, Henry Fantin-Latour)

Nunca está de más resaltar la importancia de la lectura, porque nuestro amado Padre celestial escogió la palabra escrita para dejarnos Su revelación. Todo lo que debemos conocer de Dios y todo lo que necesitamos para vivir una vida piadosa, agradable a Él está escrito en la Biblia.


Por desgracia, muchos adultos, incluyendo a los creyentes, aun cuando están al tanto de lo importante que es desarrollar el excelente hábito de la lectura, no lo hacen en ellos mismos y tampoco se interesan en fomentarlo en los niños.


Debemos tener siempre presente que el ejemplo es la mejor forma de enseñar a los niños lo que queremos que perdure en su vida. Si un niño ve que los adultos pasan su tiempo viendo televisión, él lo hará; si ve que leen, lo hará también de manera natural.


En una ocasión leí que sólo el tres por ciento de los lectores, desarrollaron éste hábito en la adolescencia, los demás lo hicieron durante su infancia.


Las familias que le dan gran importancia a la lectura, a la correcta forma de hablar, a la buena escritura, suelen tener como resultado niños lectores y competentes al expresarse de forma oral y escrita.


Para animar a los adultos a leer y a fomentar la lectura en los niños, haré una lista de 10 beneficios de la actividad lectora.



1. Cuando lees, aprendes.


2. Despiertas inquietudes e intereses.


3. Desarrollas tu capacidad de concentración.


4. Fomenta el esfuerzo pues exige una colaboración de la voluntad.


5. Si se escoge el material de lectura adecuado, se favorecerá el desarrollo de virtudes y se proveerá de modelos a admirar e imitar.


6. Da facilidad para exponer el propio pensamiento.


7. Ayuda al desarrollo y perfeccionamiento del lenguaje. Mejora la expresión oral y escrita, enriquece el vocabulario y mejora la ortografía.


8. Desarrolla la capacidad de análisis y juicio.


9. Recrea la fantasía y desarrolla la creatividad.


10. Es un medio de entretenimiento, distracción y relajación.


Por último, recordemos que no se trata de leer por leer. Toda lectura deja huellas, en este sentido, la lectura es como las buenas o malas compañías, influye para bien o para mal.