22 de abril de 2011

FACTOR DE PROTECCIÓN SOLAR (FPS)


(* Grupo de gente al sol. 1960. Óleo sobre lienzo. 102.6 x 153.4 cm. National Museum of American Art. Washington D.C. Estados Unidos. Edward Hopper)


Los rayos solares, como los ultravioleta (UVA y UVB) son los causantes del bronceado, pero también propician el cáncer en la piel. Su efecto es acumulativo, por eso es mejor evitar exponernos a ellos, claro está que en primavera y verano eso es mucho pedir y para ayudarnos a defendernos del daño que causan están los protectores solares, pero ¿cómo usarlos?
El bronceado no es más que la defensa de tu piel contra el sol.

El  factor de protección solar (FPS) te permite aumentar el tiempo de tolerancia a los rayos del sol, aunque ayudan a bloquear los rayos UVB, en su mayoría no son eficaces contra los rayos UVA.

El número del FPS es la cantidad por la que debes multiplicar para determinar el tiempo efectivo de protección contra los daños del sol en tu piel, por ejemplo:

Si tu piel tarda 3 minutos en reaccionar al sol (enrojecer u oscurecerse) y usas un FPS 15, multiplica esos 3 minutos por 15 y obtendrás el tiempo de protección efectiva, en este caso 45 minutos.

El FPS mínimo recomendado es 15.

Para escoger el factor que debes usar es necesario tomar en cuenta tu tipo de piel pues la piel muy blanca tiene menor tolerancia al sol y mientras más morena sea, más resistencia tendrá. Un dermatólogo es el especialista indicado para indicarte la protección que requieres de acuerdo a tu tipo de piel.

Es importante proteger tu piel media hora antes de exponerte al sol y volver a aplicar la protección después de contacto con el agua o sudor y pasado el tiempo indicado de protección.

Otras acciones que puedes tomar para cuidar tu piel son: No exponerte al sol entre las 10:00 y las 16:00 y usar gafas solares con protección solar, no sólo te darán un toque de distinción, realmente ayudan a protegerte de los daños del sol.

15 de abril de 2011

POSTRE DE PLÁTANO

(* Peras y plátanos en un frutero. 1912. Óleo sobre panel  de madera. 31 x 36 cm. Colección Mme Jean-Pierre Moueix. André Louis Derain.)


Este es un postre que me gusta mucho hacer porque es fácil de preparar y nutritivo.


Ingredientes:

• 1 taza de tofu cremoso

• 2 plátanos medianos rebanados

• 2 cucharadas de jugo de limón

• 1 cucharada de ralladura de limón

• 2 cucharadas de azúcar

Preparación:

1. Pon en un recipiente todos los ingredientes y bate hasta integrarlos perfectamente.

2. Sirve en moldes individuales y refrigera por 2 horas.

3. Sirve frío.

8 de abril de 2011

JUGUETES SEGUROS

(* Pablo Picasso. Claude, el hijo del artista a la edad de dos años con su caballito. 1949, óleo sobre lienzo.)
Ya que los juguetes son objetos que están en frecuente contacto con tus hijos, debes poner mucha atención en que sean seguros.


La mayoría de juguetes respaldados por marcas de prestigio cumplen con estrictas normas de seguridad, sin embargo, algunos de los juguetes que llegan a las manos de los niños son peligrosos para ellos.

Esto es especialmente importante cuando la edad del infante es menor de 3 años, pues están explorando su mundo y para eso usan cada uno de sus sentidos, por eso tienden a llevarse los objetos a la boca o introducirlos en la nariz y oídos, además no tiene la destreza para manipularlos sin dejarlos caer de vez en cuando.

Recuerda que es importante

• No le des bolsas de plástico como juguetes.

• Revisar que el juguete no tenga piezas pequeñas que se puedan desprender y que el menor pueda tragar.

• Evitar darle juguetes con orificios en los que se puedan atorar sus dedos.

• No darle juguetes que se rompan con facilidad y queden con bordes afilados.

• No darle juguetes que por su peso lo puedan lastimar si le caen encima o prensan sus extremidades.

• Revisar en la etiqueta que el juguete no sea tóxico, de tener duda, mejor descártalo.

• Evitar juguetes con cordones que se puedan enredar en su cuello.

• Revisar periódicamente los juguetes para desechar aquellos con desperfectos que puedan poner en riesgo la salud de tu bebé.

1 de abril de 2011

¿POR QUÉ TANTO LÍO CON LAS CALORÍAS?

(* René Magritte. La bañista. 1925. Óleo sobre lienzo. 50 x 100 cm. Musée des Beaux-Arts. Charleroi. Bélgica.)

Toda la información para bajar de peso nos bombardea de enunciados que mencionan las calorías pero ¿qué carambas son las calorías? Y ¿Porqué con tan importantes? Bueno, he aquí un poco de luz al respecto.


Cada célula de tu cuerpo necesita energía para crecer y llevar a cabo sus funciones. La caloría, o C, es la unidad en que se mide esta energía, aunque es muy común que en las tablas nutrimentales encontremos que la unidad es la kilocaloría, o Kcal, pero no debe de haber confusión:

• 1 Kcal = 1.000 C.

1 kg de grasa corporal equivale a 7.000 Kcal de energía almacenada.

Otro dato interesante es que mientras las proteínas y los carbohidratos nos dan alrededor de 4 Kcal por gramo, la grasa nos da 9 Kcal por gramo ¡Más del doble!

Una dieta equilibrada debe proporcionar la energía necesaria para llevar a cabo tu actividad física manteniendo el peso que debes tener.

Para bajar de peso debemos consumir menos calorías de las que quemamos, si ponemos énfasis en la alimentación; o quemar más calorías de las que consumimos, si enfatizamos en la actividad física.


Ideas para disminuir el consumo de calorías:

• Tomar ¼ litro de agua mineral antes de comer, hará que te sientas satisfecha con menor cantidad de comida.

• Disfruta la comida. Come sentada, mastica bien, suelta los cubiertos después de cada bocado para relajarte. Si comes despacio, la sensación de saciedad llegará antes de que hayas terminado de comer.

• Sírvete un poco menos de lo que acostumbras, pero no te mates de hambre pues de hacerlo lo más seguro es que acabarás comiendo más por la noche, que es cuando el metabolismo es más lento, también afectarás tu rendimiento durante el día y a la larga, tu salud.

• Sustituye algunos ingredientes con porciones bajas en calorías, pero al hacerlo no uses porciones mayores de éstos.

• Si vas a salir a comer, lee el menú buscando las opciones más sanas.


Ideas para aumentar la quema de calorías:

• Sal a caminar media hora diaria a paso ligero.

• Usa cualquier pretexto para tener actividad física: si vas a otro piso del edificio, usa las escaleras aunque al inicio sea por un tramo pequeño; el fin de semana lava el automóvil tú misma en lugar de llevarlo al centro de lavado; ve por los víveres y la ropa de tintorería a pie, si la distancia es larga, ve en bicicleta.

• En vez de sentarse a platicar en la sala de la casa con café y galletas, charla con tu amiga mientras caminan por el parque.

• Sé creativa en tus actividades cotidianas para sacarles provecho, por ejemplo: Si estás guardando cosas en la estantería superior, ponlas en el suelo y usa un banquito, no subas todas a la vez de modo tengas que descender del banco y luego volver a subir para guardar cada una de ellas… verás que actividades como ésta resultan ser un buen ejercicio.

Sobre todo, consulta un especialista en esta área (1) pues cada una de nosotras es única y tiene necesidades de nutrición específicas, dependiendo de factores como edad, peso, actividades, antecedentes de salud, entre otros.

(1) Los vendedores de complementos alimenticios, NO son especialistas en esta área de la salud, hablo de nutriólogos y gastroenterólogos.